Luis Miguel, amo y maestro del cover perrón

A propósito de la orden de aprehensión girada en su contra, nos dimos a la tarea de estudiar uno de los más importantes legados del Sol de México: el cover perrón.

|
18 abril 2017, 6:28pm

Tal vez muchos no lo sepan, tal vez otros estén más enterados que nosotros, pero ayer una jueza en Los Ángeles, California, tuvo a bien girar una orden de aprehensión en contra del mejor crooner del México moderno. Y pues nada, todos andamos con el Jesús en la boca. No es para menos: ciertamente Luis Miguel ha visto mejores épocas, más gloriosas y más dignas de recordar. Pero también, ciertamente, lo que está viviendo ahora es el resultado directo de años de negligencia. Es probable que en su corazón dorado haya un vacío tremendo. Por ello, nos dimos a la tarea de revisar uno de sus más importantes herencias al mundo: el cover chido. 

Pareciera lo contrario, pero dentro del mundo del espectáculo mexicano, los buenos cantantes no abundan, y menos aún los que tengan un carisma especial que los encumbre frente a las masas. Por eso, cuando hay uno, brilla. Y brilla de forma indiscutible más allá de sus fisuras y limitantes: José Alfredo Jiménez, Juan Gabriel, José José… Pero nadie ha brillado como El Sol, léase el niño de los ojos tristes, Luismi, Luismirrey. Un astro, un cantante, un dios dorado.

Luis Miguel Gallegos Basteri es quizás el epítome del niño mimado, el cantante fresa, el fantoche empoderado, el rostro "todasmías" y el estereotipo de eterno ídolo juvenil "para las chicas". El cantante más importante de su generación, nuestro Sinatra juvenil, el puertorriqueño más mexicano, el más grande: el Sol de México. Desde pequeño, Luis Mi fue un mago para la interpretación de la pluma de otros. Su vida ha virado de la venta de discos a los negocios, al escándalo amoroso y a la tragedia familiar. Tipo oscuro y reservado con su vida privada ante los demás, El Sol ha sido constante con la música pese a las diatribas de las huestes más estudiadas de la crítica.

Una figura que ha declarado que dos de sus más grandes ídolos son Elvis y Sinatra, Luis Miguel se ha dado la licencia de cantar no sólo las composiciones que van expresamente para él, convirtiéndolas en tubazos instantáneos, sino que también le pegó duro al cover de fuerza. Italianos, argentinos, norteamericanos y una cantidad extensa de boleristas y cantautores mexicanos han sido reversionados por Luismi, quien reaviva éxitos de otros tiempos, puliéndolos y haciéndolos inolvidables. Qué poder tiene el cover que quien lo sabe hacer suyo puede imponerse sobre el inconsciente colectivo de sociedades y generaciones enteras. Luis Miguel es de esos astros, y si de covers que han catapultado su carrera, once son los placazos destacables de los que hay que hablar. A saber:

1. Blame It On The Boogie

Un bajo cabrón, balar no es cosa mala, ni darle el refilón a los Jackson Five para triunfar. Total, entre ídolos te veas. Cosas cabronas de la adaptación, pasamos del "We spent the night in Frisco, at every kind of disco. From that night I kissed, our love goodbye", a "Qué anoche en la playa, no me dejaste amarte, algo entre nosotros no va bien". Va.

La original:

La del Sol:


2. Reach Out (I'll Be There)

Una belleza interpretada originalmente por los Four Tops, amos y maestros del sonido Motown, cuarteto increíble que le pasa la estafeta a Luismi para hacer "Es Mejor" ¿Es mejor que la original? Lo dudamos mucho, pero en los ochenta el chicle del Sol estaba bomba.

La original:

La del Sol:


3. I Only Wanna Be With You

Originalmente escrita por Mike Hawker e Ivor Raymonde, este portento de rola fue encumbrada en 1963 por una de las blancas más negras de voz, miss Dusty Springfield. Poco más de dos décadas después, Luis Miguel la hace en uno de sus más grandes hits de su carrera, se hizo jingle de chiles Herdez y se quedó en la memoria antrera mexicana por siempre ¿La mejoró El Sol? Nomás chequen su video. Ya tengo con quién ganar.

La original:

La del Sol: 


4. Sunny

Bobby Hebb dio vida a la que es considerada como una de las cien más grandes piezas del cancionero norteamericano popular. La cantaron Marvin Gaye, Jamiroquai, Buddy Richard y un centenar de intérpretes estadounidenses, pero también Panteón Rococó en una versión infame y el mismo señor hijo de Luis Rey previo al pináculo de su carrera.

La original:

La del Sol: 


5. Attitude Dance

Otra de esas que se conocen más por Luis Miguel que por su génesis original, que es de Tower of Power, combo estadounidense de soul y funk siempre cambiante en sus filas, pero que mantuvieron los saxofones en alto hasta su desintegración en 2010. Luis Miguel le quita el baile y le pone cara de chica al asunto en "Qué nivel de mujer". Genio.

La original:

La del Sol: 


6. All By Myslef

Pieza enorme, de sensibilidad cuasifemenina pero que compuso y cantó Eric Carmen, en una versión emotiva pero bastante sin sal a mediados de los setenta, y que tiempo después Celine Dion la hiciera completamente suya para catapultar su carrera. Luis Miguel dijo "ah, ¿se puede?"

La original:

La del Sol: 


7. Only You

Otra chulada negra, compuesta a mediados de la década de los cincuenta por Buck Ram, famosa por la versión de The Platters y amachinada por el Sol a finales de los ochenta. Cachetito obligatorio.

La original:

La del Sol: 


8. Love Me With All Of Your Heart (Cuando calienta el sol)

La carrera de Luis Miguel se entiende desde varios puntos de inflexión. Y este es quizás el más importante de todos, en donde ya no es un niño pero todavía no es adulto. Es caliente, es arrogante, es un dios que hace lo que quiere con lo que no es suyo, sobre todo con un standard que era más de tacuche, llevándolo a la calentura juvenil desenfrenada.

La original:

La del Sol: 


9. Somebody In Your Life

Peabo Bryson en la original. Y claro, imparable Luis Miguel. Pongámoslo en términos sencillos: ¿Cuántos recuerdan hoy en día a Peabo Bryson? Ok, ¿y cuántos topan este rolón del Sol?

La original: 

La del Sol: 


10. All That My Heart Can Hold

A David Foster le ha de doler en la barriga no ser un one hit wonder guy, sino que Luismi la haya mejorado y sacado seguro diez veces más lana que la original. Esos pianos, esa atmósfera de ruco joven seductor. Mejor, imposible.

La original:

La del Sol: 


11.- You Don't Have to Say You Love Me

Otra que hizo grande a Dusty Springfield, pero que hoy está prácticamente en el olvido de Luis Miguel, quien con el tiempo se ha dado cada vez menos licencias para este tipo de covers. Extrañamos eso, sentirnos tristes y sofisticados de esta manera, con una producción muy a la Viña del Mar. Ah, los noventa.

La original:

La del Sol: 


Colofón

Yummi, Yummi, Yummi

Pues sí, hay cosas que incluso Luis Miguel desearía borrar de su memoria. Si yo fuera su cuate, lo cabulearía con toda su etapa de "roquero" infantil. Esta es nuestra favorita.

La original:

La del Sol: